Subir

Pizarra informativa


thumb image

  • La tenacidad y la perseverancia llevaron a la Dra. Arguedas a ser la primera mujer en el puesto de dirección del HNN

Pediatra inmunóloga, profesora de grado y posgrado de la Escuela de Medicina de la UCR, acreedora de la Primera Medalla al Mérito Pediátrico Dr. Carlos Sáenz Herrera y exdirectora del Centro de Desarrollo Estratégico en Salud y Seguridad Social (Cendeisss), son solo algunos de los títulos que han antecedido a la Dra. Olga Arguedas. Hoy, es directora del Hospital Nacional de Niños (HNN), la primera mujer en serlo.

Además cumple un rol fundamental para ella y es que es madre de tres hijas. “A veces la gente se cuestiona si uno puede avanzar en una carrera académica con familia y claro que sí se puede”, comentó convencida.

El 11 de febrero, Día Mundial de la Mujer Médica, resulta la ocasión perfecta para conocer un poco más a la Dra. Arguedas, quien a continuación cuenta un poco de su vida personal. También, habla de su experiencia al haber sido muchas veces la única mujer en la mesa y de cómo se ha enfrentado a barreras machistas.

  • ¿Qué es lo que más recuerda de su niñez?

OA: A mi mamá, porque para mí la figura materna es la más importante en la vida de cualquier persona. Yo tuve una máma que me construyó mucho la identidad de género que tengo, era valiente, decidida, con muchas ideas feministas, muy defensora de los derechos de las mujeres y bueno…tuvo la bendición que tuvo tres chiquitas.

Dra. Arguedas

  • ¿A cuáles actividades dedica su tiempo libre?

Lo que más me gusta es leer. Me gustan las novelas históricas y la poesía. También, me gusta el baile. Ahora con la pandemia tuve que ponerlo en pausa pero desde jovencita siempre he bailado algo, pequeña bailé ballet, después jazz, hip hop y antes de la pandemia estaba en clases de bachata y salsa. Siempre busco hacer ejercicios bailando.

  • ¿Por qué eligió la especialidad de pediatría?

Cuando estaba en la carrera de medicina, de todas las especialidades de medicina por las que fui pasando la que más me gustaba era la medicina interna, porque era la parte médica con mayores conexiones y bases relacionadas con la bioquímica y con la fisiología y a mí eso me gustaba mucho. Sin embargo me pareció un poco desalentador que se estaba antagonizando la tendencia normal de la vida era que los pacientes iban a ir deteriorándose con la edad, mientras que cuando pase por pediatría vi que esa conexión profunda con las bases de la fisiología del ser humano se daban igual, pero con un sustrato diferente, que era crecer y desarrollarse. entonces era más estimulante y optimista.

  • ¿Qué es lo que más le gusta de su vida laboral?

El entrar al hospital y encontrarme a los chiquitos en la mañana que vienen muy contentos a las citas o a los exámenes de laboratorio. Me gusta esa señal de vida de ver al hospital despertarse todas las mañanas, saludar a la gente que me encuentro en el camino y recibir un saludo de vuelta de los compañeros de vigilancia, de aseo, las enfermeras y los médicos. Es muy reconfortante y me hace sentir como en casa.

  • ¿Cómo ha lidiado con las actitudes machistas de colegas y pacientes?

Ha pasado muchísimas veces porque cuando uno es mujer y médico y va asumiendo puestos de liderazgo, se encuentra con personas machistas. Eso hay que abordarlo de manera frontal sin perder el control de uno mismo. No me parece que sea inteligente ni correcto cuando uno se enoja, sino que hay que hacerles ver que su actitud es equivocada, que existe una nueva forma de ver el mundo y que las mujeres tenemos derechos y talentos igual que las demás.

  • ¿En algún momento sintió que no fue tomada en cuenta en algún proyecto o puesto importante por ser mujer?

Dra. Arguedas

Sí. En realidad fui privilegiada de tener como amigos a personas que ocupaban cargos importantes aquí en el hospital (HNN). Entonces en reuniones donde planteaban los planes de sucesión para los puestos de jefaturas, me gustaba desafiarlos porque ellos siempre proponen hombres, entonces yo les decía, ‘¿por qué no tal que es mujer?’ o ‘¿por qué no aquella doctora?’. Era un poco atrevida en ese sentido aunque lo hacía en modo simpático. Es así que, en algún momento que se habló de la sucesión de la dirección del hospital, yo dije ‘Bueno yo también podría asumirla’ y se tornaron muy sorprendidos de lo directa que fui. Hay que hablar claramente y con respeto.

  • ¿Qué le recomendaría a mujeres que notan este comportamiento en su campo laboral?

Yo les recomendaría que de una manera muy ecuánime lo hagan ver. Hay que estar siempre atentas, no podemos bajar la guardia y hay que hacerlo de una manera equilibrada sin entrar en una beligerancia extrema pero tampoco permitiendo omisiones.

  • Si el hecho de ser una doctora exitosa le ha afectado de manera negativa alguna relación (ya sea familiar, amistad, pareja)…¿Cómo ha lidiado con eso?

Yo no lo he percibido así. Desde luego, hay algunas personas que tienen prejuicios o temor hacia personas con poder, pero sinceramente no me interesa relacionarme con esas personas.

  • ¿Qué hábitos del día a día le ayudaron a llegar adonde está ahora?

Sin duda, la tenacidad. Yo soy muy persistente. Cuando me pongo un objetivo trato de cumplirlo y me gusta conocer las cosas con profundidad y entender el porqué de las cosas… el porqué de las decisiones que tengo que tomar y eso implica mucho estudio. Yo estudio todos los días y es un hábito que no se puede perder. Todos los días tengo un tema que quiero llegar a leer, saco conclusiones, y voy estructurando documentos que me hagan transmitir esos aprendizajes mejor.

  • Defina en una palabra esa cualidad que es necesaria para llegar a una posición importante como la suya.

Perseverancia.

La Dra. Arguedas fue una de las galardonadas por el Colegio de Médicos y Cirujanos de Costa Rica a finales de enero, en la inauguración de la Oficina de la Mujer de esta entidad. Este es el segundo colegio profesional que cuenta con una Oficina de la Mujer en el país.

Me parece muy oportuno porque no es una fantasía que los derechos de las mujeres han sido transgredidos históricamente y eso lo hay que señalar. Es necesario que existan este tipo de instancias que permitan visibilizar nuestros derechos y ofrecer espacios en donde podamos primero darnos a conocer y eventualmente comunicar situaciones incorrectas”, indicó la Dra. Arguedas.


 

Enlace a otras noticias:


Noticia Anterior : «
Siguiente Noticia: »

Universidad de Costa Rica, Sede Rodrigo Facio
Facultad de Medicina
Tel.: 2511-4459
Email: medicina@ucr.ac.cr

febrero 2021
D L M X J V S
 123456
78910111213
14151617181920
21222324252627
28  
Tamaño Fuente